Comunicacion

Estar al día de la actualidad en materia de discapacidad también cuenta.

Los gasolineros

lunes, 21 de marzo de 2011

​15 discapacitados de la región se forman como expendedores de carburante​

ulalia Rivera tiene 38 años y reside en Mérida. Padece una enfermedad congénita y sufre un grado de minusvalía del 76%. Desde mediados de febrero se está preparando, junto con otros 14 discapacitados (13 de la provincia de Badajoz y uno de Cáceres), para obtener la categoría profesional de vendedor-expendedor de carburantes. Se trata de un curso teórico y práctico de 155 horas lectivas organizado por Fsc Inserta, entidad de la Fundación ONCE para el empleo y la formación de las personas con discapacidad, en colaboración con Repsol. El objetivo es incorporar a estas personas a la vida laboral.
«Yo estoy muy contenta porque está siendo una experiencia bastante buena para mí. Es una gran oportunidad para tener en un futuro un puesto de trabajo», dice Rivera.

Desde el año 2005, Repsol viene desarrollando este tipo de acciones formativas a nivel nacional. Más de 450 personas con algún tipo de minusvalía han participado en este tipo de acciones, de las que unas 300 ya están trabajando en alguna estación de servicio del grupo. El de Mérida es el primer curso, de este tipo, que se realiza en Extremadura. Finaliza el 24 de marzo y posteriormente cada alumno realizará prácticas no laborales en una gasolinera de la región.
 
Según Jesús Gómez formador del Centro Superior de Formación de Repsol (Csrf), la elección de Extremadura se debe a que previamente se ha realizado un estudio para ver en qué estaciones de servicio existe la posibilidad de contratar a estos nuevo titulados. «No somos una academia sino que estamos haciendo una labor para incorporar a estas personas con discapacidad. Estamos viendo dónde van a realizar las prácticas, porque se supone que en la estación de servicio que les toque hay posibilidad de contratación», señala Jesús Gómez.

Los alumnos están aprendiendo todo lo relativo al trabajo que se desempeña en una gasolinera. Desde la atención al cliente, técnicas de venta, operativa de caja, lubricantes, carburantes, manipulación de alimentos, extinción de incendios, normas de prevención de riesgos laborales y prácticas reales en una gasolinera, entre otras materias.
«Estamos muy agradecidos a Repsol y a la ONCE, porque para nosotros es difícil encontrar un puesto de trabajo». Lo dice Guillermo Guisado, otro de los alumnos, y al que hace doce años le atropelló un camión en su puesto de trabajo. Desde entonces necesita una prótesis para andar porque le amputaron parte de su pie izquierdo.

Ver todas