Comunicacion

Estar al día de la actualidad en materia de discapacidad también cuenta.

Fundación ONCE apuesta por innovar en responsabilidad social para avanzar en inclusión

viernes, 4 de julio de 2014

​Durante el curso ‘Filantropía y Mecenazgo’ de la Fundación Eduardo Barreiros​

Fundación ONCE ha apostado por innovar en Responsabilidad Social para “avanzar en inclusión social y normalización de las condiciones de vida de las personas con discapacidad”.

Según informa Fundación ONCE, el vicepresidente ejecutivo de Fundación ONCE, Alberto Durán, ha participado en la mesa redonda ‘La ciencia como fin de la acción social’ que ha tenido lugar en el marco del curso ‘Filantropía y Mecenazgo. El valor del compromiso social’ organizado por la Fundación Eduardo Barreiros en la Universidad Rey Juan Carlos de Madrid.

En opinión de Durán, el impulso de las políticas de RSE por parte de las empresas, administraciones públicas y organizaciones, supone “una gran oportunidad” para avanzar en normalización. En este sentido, la sostenibilidad “debe contemplar la igualdad de oportunidades y la no discriminación, así como la inclusión social de grupos desfavorecidos”. Para el vicepresidente ejecutivo de Fundación ONCE, la sostenibilidad “no puede entenderse si no contribuye a la cohesión social”.

Además,Durán ha afirmado que las personas con discapacidad constituyen un “grupo de interés al que tener en cuenta a la hora de adoptar políticas transversales de RSE y acción social”, entre las que ha destacado las que promuevan el acceso por parte del colectivo al mercado de trabajo. Por ello, ha continuado, los procesos de gestión de Recursos Humanos “deben tener en cuenta las necesidades específicas de las personas con discapacidad, especialmente la adaptación del centro y del puesto de trabajo”.

Para el vicepresidente ejecutivo de Fundación ONCE, la accesibilidad a las nuevas tecnologías “es determinante para evitar la exclusión”. A este respecto, ha propuesto a empresas y administraciones públicas suprimir barreras de acceso a la sociedad del conocimiento, garantizar la interoperabilidad y adaptabilidad de las tecnologías, promover las tecnologías inclusivas como factor de competitividad, garantizar la accesibilidad en la e-administración, apoyar la investigación en el ámbito de las tecnologías accesibles e implantar un currículo formativo en materia de accesibilidad, con el fin de generar un mercado de profesionales con competencias técnicas en diseño para todos.

Por último, Durán ha apuntado que el actual contexto de crisis económica que vive nuestro país “requiere reflexionar sobre la necesidad de actuar más y mejor para paliar en la medida de lo posible sus consecuencias sociales, teniendo en cuenta especialmente a los colectivos más desfavorecidos”. El camino a seguir, ha concluido, “pasa por la colaboración y la unión de las voces de los consumidores, empresas, grupos de interés y responsables políticos”.

Ver todas