Comunicacion

Estar al día de la actualidad en materia de discapacidad también cuenta.

El Papa Francisco felicita a la ONCE y su Fundación y les anima a seguir con su labor

miércoles, 11 de diciembre de 2013

​La visita es próxima al día de Santa Lucía, patrona de las personas ciegas, día 13 de diciembre ​

El Papa Francisco ha recibido hoy en Roma a una delegación de 130 personas de la ONCE y su Fundación con motivo de los 75 años del nacimiento de la ONCE y por su trabajo al lado de las personas con discapacidad de España y de otros países del mundo.

Durante el encuentro, según informa la organización, el Papa Francisco ha felicitado expresamente a la ONCE y su Fundación y les ha animado a continuar con su labor. El Papa ha saludado y bendecido uno a uno a todos los componentes de la delegación de ambas instituciones, que han participado en Roma en la audiencia oficial de los miércoles.

Uno de los momentos más emotivos de la jornada ha estado protagonizado por una niña ciega de nueve años, Lucía, de Valencia, que ha querido regalar al Papa su bastón blanco diciéndole que le ofrecía este regalo porque “su bastón son sus ojos y lo que le ayuda a moverse por su ciudad”. El Santo Padre le ha contestado que prefería ser él quien hiciera el regalo “bendiciéndole el bastón para que le acompañe siempre y le guíe hacia la luz”. Tras ello, Lucía pidió permiso al Papa para darle un beso que el Sumo Pontífice ha aceptado de inmediato.

Además, otra mujer ciega, Soledad, vendedora del cupón de la ONCE en Coslada, Madrid, leyó al Papa Francisco unos versos escritos por ella en braille, que emocionaron visiblemente al Santo Padre.

Por su parte, el presidente de la ONCE y su Fundación, Miguel Carballeda, a quien ha acompañado el Padre Ángel, responsable de Mensajeros de la Paz, ha entregado al Papa un evangelio en braille, tinta e imágenes, que puede ser compartido por personas ciegas y no ciegas, que ha despertado la curiosidad del Pontífice.

La visita de este grupo de personas ciegas y con otra discapacidad (trabajadores, afiliados y pensionistas de la organización) a Roma se enmarca en los actos que tienen lugar con motivo de los aniversarios de la ONCE y su Fundación. El grupo está formado por personas que libremente y costeándose el importe del viaje, se han sumado a esta recepción concedida por el Sumo Pontífice.

En este año histórico para la ONCE, en el que ha recibido el Premio Príncipe de Asturias de la Concordia, además de múltiples reconocimientos en la mayoría de las comunidades autónomas y ciudades de España, se trata de un colofón que se hace coincidir casi con el 13 de diciembre, fecha en la que nació la ONCE y fecha de su patrona, Santa Lucía, también patrona de las personas ciegas.

Para quienes forman parte de la ONCE y su Fundación, con independencia de su condición religiosa, se trata de un acto de gran trascendencia y una experiencia para las personas que acudan al encuentro con el Pontífice.

La delegación de la ONCE y su Fundación estaba encabezada por el presidente Miguel Carballeda, el director general, Ángel Sánchez, y el vicepresidente de la Fundación ONCE, Alberto Durán. Está previsto que, en el encuentro, se entregue al Pontífice algunos recuerdos característicos de la ONCE.

En su aún corto Papado, el Santo Padre ha dado muestras de su cercanía a las personas en riesgo de exclusión y, siempre que ha podido, ha estado al lado de las personas con discapacidad, lo que coincide con la labor de la ONCE y su Fundación, 75 años trabajando para que los derechos de las personas con discapacidad sean respetados.

1938-2013: 75 años al lado de la ciudadanía

La ONCE nació en 1938 fruto del valor y el coraje de un grupo de ciegos que, en circunstancias económicas y sociales infinitamente peores que las actuales, fueron capaces de imaginar y defender un nuevo modelo de vida: no querían depender de una pensión y se plantearon vivir de su trabajo y de su esfuerzo; querían compartir su ilusión y su suerte con el resto de ciudadanos a pie de calle para ir, poco a poco, construyendo sociedad.

Y fue esa misma ilusión la que impulsó a la Organización a crear hace 25 años la Fundación ONCE para la Cooperación e Inclusión Social de Personas con Discapacidad que, en este periodo, ha generado más de 80.000 empleos (4.100 en 2012) y ha contribuido a transformar el sector de las personas con discapacidad en España.

La organización, entre otras actividades, ofrece cobertura social a más de 70.000 personas ciegas en todo el territorio estatal, entre ellos a los 7.500 estudiantes con discapacidad visual que, al lado del resto de la ciudadanía, tratan cada día de ser unos alumnos más.

También fuera de España

En Europa, la ONCE trabaja para que las normas comunitarias no olviden a las personas con discapacidad, con avances destacados en transporte adaptado, acceso a la cultura, accesibilidad e  inclusión educativa y laboral.

En Iberoamérica, a través de la Fundación ONCE para América Latina (FOAL), se trabaja en 19 países y se ha logrado que personas ciegas ocultas en sus casas, apartadas y casi olvidadas, se hayan convertido en el centro de la familia y, en muchas ocasiones, su único sustento. En 2012  se crearon en ese ámbito 953 empleos para personas ciegas; se formaron otros 23.207; y 298 entidades recibieron conocimientos para fortalecer el asociacionismo y el modelo de educación y empleo sobre el que quieren basar su futuro.

Las iniciativas de la ONCE y su Fundación, especialmente educativas y de empleo, se extienden por otros territorios de Europa afectados por conflictos bélicos, como la zona de los Balcanes –donde un equipo de impresión en Braille y la formación de profesionales generan un centro de recursos educativos-, o por África, como en los campamentos saharauis, único lugar de ese continente donde todos los niños ciegos están escolarizados gracias a proyectos educativos de la ONCE.

Ver todas